lunes. 30.01.2023
PRESUNTOS ABUSOS

Las redes se vuelcan en defensa de Guerrero mientras desde la Justicia se evita dar detalles

Son mayoría en las redes sociales quienes apuestan por la inocencia de Guerrero, en prisión sin fianza, desde el viernes por la noche dictada por un juez por un presunto abuso sexual de menores. Tanto así que han creado un grupo para defender su tesis de que se trata todo de una enorme conspiración para terminar con él y su carrera política. La falta de información que arroje detalles y explicaciones del porqué de la decisión alimenta la desconfianza en el sistema democrático.

 

 GUERRERO ook

Las críticas al sistema de Justicia no se presentan como una novedad. En los últimos años la sociedad se ha lanzado a arremeter o dudar sobre la labor y desempeño profesional de los funcionarios que lo conforman. Ceuta no es ajena a este movimiento que se ha empadronado en la ciudad en los últimos días y, especialmente, ha tomado un gran impulso desde que el titular del juzgado número 3 decretase este viernes el ingreso en prisión de Javier Guerrero. Su señoría está en el punto de mira. Su decisión sobre el caso es foco de todos los dardos. Las dudas sobre su profesionalidad crecen como la espuma en las publicaciones webs y redes sociales de forma paralela a quienes lo señalan como cómplice de una especia de trama cuyo único fin es hundir la figura del afamado y querido doctor.

“De quién será amiguito el juez??”, “Pos si que le tenía ganitas el juez....” a quien le responden con un : “Habrá recompensa”. “Señoría espero que no le pase como al Delegado del Gobierno cuando le dio un dolor de peritonitis y mando llamar al Dr. GUERRERO y al Dr. MUÑOZ y cerraron un ala del hospital solo para él… la Vida”. “Qué raro todo tan rápido y luego dicen que es secreto de sumario y no terminan el caso no entiendo de verdad no se es raro tan rápido lo han cogido tan rápido sacaron el tema no se la verdad no sé”. Estos son solo algunos de los comentarios de los centenares que proliferan (en la misma línea) tanto en la red como en la calle desde la media noche de este viernes. Ceuta no está dividida por Guerrero. Ceuta de forma masiva se está volcando con el exconsejero, a quien le han comprado el discurso que ha expuesto públicamente desde el pasado año. Una trama conspiranoica de poderes fácticos se había unido para cavar su tumba política y profesional. Y, al parecer, el cometido ya está cumplido con el beneplácito y respaldo del sistema judicial, según esa tesis divulgada y propagada por el propio Guerrero y su partido, Ceuta Avanza.

Esta campaña social de defensa a ultranza del político y doctor no arranca de forma gratuita, contribuyen varios factores. De un lado, en general no es fácil cambiar de idea de la noche a la mañana. La incredulidad. La imagen asentada en la cabeza de muchos de sus convecinos de ciudadano ejemplar tiene raíces profundas que no se arrancan por un auto de prisión. Suma que el propio Guerrero lleva defendiendo desde hace meses que todo es una trama política para descabalgarle y evitar su posible retorno a la Asamblea por la puerta grande con un partido independiente, creado por él y hecho a su medida, Ceuta Avanza.

Y por último, la falta de información emanada desde la Justicia parece estar jugando a su favor. En tiempos de conspiraciones planetarias, su tesis, si no se refrenda, al menos no se tumba. Si un juez, tras meses de investigación de la Guardia Civil, decide detenerle registrar todos sus dispositivos electrónicos y lo envía a prisión tras tomarle declaración, es para muchos prueba irrefutable de que algo habrá hecho ¿pero el qué? Para quienes compran el argumentario de la conspiración -de momento parecen más que los anteriores-, la falta de detalles que expliquen y justifiquen su entrada en prisión es un elemento de duda y mosqueo más. Y retumba en los foros la misma pregunta: ¿por qué don Alberto, condenado ya por un tribunal, se pasea por la calle y Javier Guerrero está en prisión?

Aunque bajo la premisa de que se trata de un caso delicado por haber menores de por medio se ha decidido no facilitar el auto a la opinión pública a través de los medios, tal y como ha explicado el propio Tribunal Superior de Justicia de Andalucía a través de su gabinete de comunicación. Ni el auto ni ningún otro detalle que pudiera arrojar alguna explicación o justificación de la situación procesal de Javier Guerrero, en prisión desde este viernes por la noche.

La turba deseosa de apostatar de la Democracia crece por minutos, aunque no es toda Ceuta. Entre el ruido en redes y en la calle, hay comentarios que llaman como mínimo a la moderación para dejar que la Justicia actúe. ““A todos los que lo defienden les pregunto si dejarían a sus hijos a solas con él, ya que tanta confianza le tienen. Por supuesto que existe la presunción de inocencia y hasta que no haya un juicio este señor es presunto. Lo que ya me parece de traca es que esto se lo tome la gente como un complot de la fiscalía, la guardia civil y el juez para perjudicarlo y acusarlo por la cara…”, un ejemplo aquí. Pero son los menos.

La incredulidad ante todo lo sucedido, el cambiar de la noche a la mañana en la cabeza propia la imagen de una persona pública, conocida a lo largo de los años por su dedicación a la medicina es otro elemento psicológico e íntimo que también suma en el estado de desquicie generalizado. Aquí, otro ejemplo, un compañero de esta redacción tuvo que aclarar que el enlace a la noticia de su detención en el decano de la prensa ceutí no era un ‘fake’ a una amiga incrédula a pesar de ver una nube de periodistas apostados ante el número 21 del Paseo del Revellín durante toda la mañana del miércoles.

Para rematar la situación, un grupo de paladines de Javier Guerrero se han congregado en un perfil en redes sociales para seguir defendiendo su inocencia contra viento, marea y auto judicial desde ahí y expandir su teoría de la conspiración. Una cuenta de ‘Apoyo a Guerrero’ y “contra todos los corruptos de Ceuta”.

En esta conspiración todos los demás, que siguen en libertad son los malos, el que está en la cárcel por mandato judicial y después de un año de investigación por parte de agentes, varios, de la Guardia Civil, el bueno.

Las redes se vuelcan en defensa de Guerrero mientras desde la Justicia se evita dar...
Comentarios