miércoles. 05.10.2022
INCENDIO EN GARCÍA ALDAVE

Apocalipsis, día uno: Bomberos exhaustos, curiosos y García Aldave cubierta de ceniza

Apocalíptico. No cabe describir de otra manera el paisaje, una vez transcurrida la noche, que ha quedado en García Aldave. Curiosos, bomberos exhaustos y efectivos de la Unidad Militar de Emergencias y la Guardia Civil estaban desplegados sobre la zona aún avanzado el día.

Superficie quemada / Juanjo Coronado
Superficie quemada / Juanjo Coronado

"Nunca había visto esto en todos los años de servicio", comentaba fuera de micrófono uno de los miembros más veteranos del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento. "Es increíble". El lugar es el Mirador de Isabel II: a escasos metros del lugar, otros bomberos se recuperan de una noche "infernal". Algunos hacen ejercicios de recuperación muscular: esta escena ocurre sobre las 12.00 y la larga -y tensa- noche comienza a pasar factura. Otros duermen, se fuman el primer cigarro en más de un día o sencillamente reflexionan en voz alta. "Anoche pudo pasar una tragedia", nos dice uno.

"Me hubiera gustado que hubieseis podido escuchar la emisora: hubo momentos en los que algunos de nuestros compañeros sintieron verdadero miedo", nos decía a un grupo de periodistas mientras trataba de refrescarse echándose dos litros de agua por encima de la cabeza.

Árboles quemados junto al mirador de Isabel II/ Juanjo Coronado
Árboles quemados junto al mirador de Isabel II/ Juanjo Coronado

Mientras, algunos de ellos no evitaban las críticas "a que solo hayamos tenido un retén de bomberos de tres personas para todos los montes durante el verano, o a que algunos de nuestros vehículos tengan más de veinte años". Al tiempo, y conforme las autoridades comienzan a dejar que la circulación por la zona comience a restablecerse, empiezan a llegar los curiosos.

Un bombero observa el panorama/ Juanjo Coronado
Un bombero observa el panorama/ Juanjo Coronado

Al mirador de Isabel II algunos se acercan a los Bomberos, simplemente para dar las gracias  por su trabajo a los Bomberos. Otros traen a gente de fuera, amigos peninsulares a los que el incendio ha sorprendido en Ceuta. Se los presentan: "los mejores bomberos de España, ahí los tenéis".

631b7d8980363_bomberosdurmiendo
Un grupo de Bomberos descansa tras la larga noche/ Juanjo Coronado

Eso es en Isabel II. Metros más abajo, junto a la IV Bandera la Unidad Militar de Emergencias se emplea a fondo para sortear alguna pequeña llama que aparece de cuando en cuando. "No es problema", dice un bombero. "Todo lo de alrededor está quemado: no tiene superficie para extenderse".

A unos metros, frente a las pistas deportivas de la Legión y en el acceso a la pista de tiro, los periodistas creemos haber encontrado el sitio adecuado para hacer fotos y tomar imágenes con cierta tranquilidad. Pero empiezan a llegar curiosos, minutos antes de que la Guardia Civil -con buen criterio- desaloje la zona. "Tanto coche puede impedir el paso de los vehículos de emergencia. La foto más buscada, por supuesto, la del hidroavión o el helicóptero.

Un helicóptero lanza agua sobre el Monte de la Tortuga / Juanjo Coronado
Un helicóptero lanza agua sobre el Monte de la Tortuga / Juanjo Coronado

El calor es asfixiante. A mediodía, mientras la situación es oficialmente de fuego perimetrado, los Bomberos reciben un último encargo. Una pequeña columna de humo comienza metros abajo del mirador. Vuelta a empezar...

Camión de Bomberos durante una intervención / Juanjo Coronado
Camión de Bomberos durante una intervención / Juanjo Coronado

Apocalipsis, día uno: Bomberos exhaustos, curiosos y García Aldave cubierta de ceniza
Comentarios