sábado. 03.12.2022
CORONAVIRUS

Los movimientos entre autonomías por Navidad, a expensas de los Gobiernos regionales

El Pleno del Consejo Interterritorial de Sanidad no interpondrá limitaciones a la movilidad entre territorios durante las fiestas navideñas. Sin embargo, la letra pequeña la establecerán las propias autonomías, que tendrán que dictaminar si cierran o no sus territorios perimetralmente

Rara es la familia que no tiene a varios de sus miembros repartidos por varios puntos del territorio nacional. Y rara es, por ello, la familia que no se ha preguntado si este año podrán sentarse todos los miembros de la misma en torno a una mesa para celebrar la Nochebuena o Nochevieja, con motivo de la pandemia.

 

Mucha atención, pues, a lo que en próximas horas pueda decidir el Pleno del Consejo Interterritorial de Salud, en el que debaten tanto el Gobierno de la Nación como las distintas autonomías sobre la pandemia. O, mejor dicho, a lo que pueda confirmar. La propuesta es ampliar el toque de queda a las 01.00 horas en Nochebuena y Nochevieja. Pero ¿y la movilidad?.

 

En principio, el Gobierno de la Nación no prevé implantar restricciones, pero si dejárselas a las autonomías. Pongamos un ejemplo práctico. Alguien de Ceuta que quiera pasar las navidades en Toledo. Podría darse el caso de que pudiera salir de la Ciudad Autónoma pero no entrar en Castilla La Mancha porque aquella autonomía estuviera cerrada perimetralmente. O viceversa. En el caso que nos ocupa, además, podría darse otra particularidad: que Castilla La Mancha y Ceuta no pusieran limites a la movilidad, pero si lo hiciera Andalucía.

 

En principio, todas las autonomías barajan levantar el cierre perimetral después del puente de la Constitución e Inmaculada. Todas menos tres: Cataluña, que lo mantendrá hasta el 21 de diciembre y Navarra, que levantará el cierre el 18. Castilla y León, directamente  lo mantendrá, aunque estudiará la evolución epidemiológica en cada una de las nueve provincias.

 

Lo que si se recomienda es reservar los billetes de trasnporte público con antelación. También hay que tener en cuenta otros dos factores: los estudiantes y los residentes en el extranjero. A los primeros se les pedirá que no hagan actos sociales en las ciudades a las que regresan, y tanto para los españoles que residan en otros países como para los que tengan la intención de pasar las fiestas fuera de nuestras fronteras hay que tener en cuenta la obligación de presentar una PCR negativa al regresar a España.

Los movimientos entre autonomías por Navidad, a expensas de los Gobiernos regionales
Comentarios