lunes. 24.06.2024

1 detenido y 16 personas atendidas con la llegada de una patera a la Almadraba

La Guardia Civil y la Unidad de Emergencias de la Cruz Roja se han movilizado durante la noche del sábado para intervenir en la llegada a la Almadraba de una embarcación de forma irregular. Mientras los agentes del Instituto Armado han detenido al piloto de la patera, los voluntarios de la organización humanitaria han atendido a los 14 migrantes. Se ha trasladado a uno al Hospital Universitario.

Solo las luces filtrándose en la niebla delataban la labor de la Cruz Roja y la Guardia civil durante la noche del sábado donde se ha vivido un nuevo episodio del drama de la inmigración. Un drama que dura ya demasiado y no tiene visos de acabar pronto. El capitulo que se ha saldado con una detención y un traslado al hospital Universitario

Los agentes del Instituto Armado detectaron una embarcación que se acercaba de forma sospechosa desde aguas territoriales marroquíes, girando al cruzar el espigón divisorio, tratando de ampararse en la niebla para acercarse sigilosamente a tierra. Las patrulleras de la Guardia Civil mantuvieron las distancias en todo momento con la patera, cual pastores que guían al rebaño, hasta que la barca tocó tierra.

Agentes ya aguardaban, dispuestos a actuar. Detuvieron al piloto de la patera, un marroquí como el presunto autor de un delito contra las personas extranjeras, que pasará a disposición de la autoridad judicial.

También aguardaban los voluntarios del servicio de Emergencias de Inmigración de Cruz Roja, quienes han realizado el primer reconocimiento a los migrantes. Catorce hombres y dos mujeres, de procedencia subsahariana, que se encontraban en buen estado de salud, con una excepción. Un hombre presentaba síntomas de insuficiencia renal por lo que tuvo que ser trasladado con urgencia al Hospital Universitario.

1 detenido y 16 personas atendidas con la llegada de una patera a la Almadraba