domingo. 16.06.2024
FERIA

La Policía Nacional garantiza la seguridad en la Feria

La Feria de Ceuta está en pleno apogeo y los agentes de la Policía Nacional se encuentran desplegados por el recinto para garantizar la seguridad y tranquilidad de los asistentes. Ceuta Televisión ha acompañado a una de las unidades de policías dentro del operativo diseñado para afrontar este importante evento. A través de patrullas preventivas y una unidad especial de reacción, los policías se mantienen vigilantes y atentos a cualquier situación que requiera intervención. Además, el trabajo de prevención se extiende incluso después de la feria, durante la operación -Fin de Feria - de desmontaje y traslado de las atracciones.

Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández
Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández

La Feria es una de las festividades más esperadas del año, donde ciudadanos y visitantes disfrutan de días llenos de diversión, música y atracciones. Detrás de este ambiente festivo, se encuentra un importante despliegue de agentes de la Policía Nacional, cuya labor es garantizar la seguridad y el bienestar de todos los asistentes.

Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández
Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández

Ceuta Televisión tuvo la oportunidad de compartir una noche con los agentes que prestan servicio en la Feria, donde el veterano Agente del CNP, Oscar Aramburu, explicó detalladamente el operativo diseñado para afrontar este evento tan relevante.

El trabajo de los agentes comienza incluso antes de que la Feria abra sus puertas al público. Desde temprano, realizan inspecciones y patrullas preventivas para asegurarse de que todo esté en orden. A una hora determinada de la noche, entra en servicio la Unidad de Prevención y Reacción, relevando a los patrulleros y manteniendo la seguridad en el recinto ferial.

Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández
Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández

El área de atracciones y la zona de casetas son las principales áreas de interés para los agentes, y durante toda la noche se llevan a cabo patrullas peatonales en todas las calles de la feria en todos los sentidos. Los policías están atentos a cualquier situación que se pueda producir, ya sea una infracción del Código Penal o de la Ley de Protección de Seguridad Ciudadana.

Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández
Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández

Si bien la feria en su conjunto se desarrolla en un ambiente festivo y tranquilo “espectacularmente tranquilo” subrayó Aramburu, existe una zona específica que demanda una mayor presencia policial. Conocida popularmente como la "calle del Infierno", esta área concentra el mayor número de casetas de pubs y se convierte en el punto de encuentro de aquellos que desean prolongar la diversión en la noche. La Policía Nacional realiza patrullas más frecuentes en esta zona, especialmente a partir de cierta hora, para asegurar la tranquilidad y prevenir cualquier situación de conflicto que pueda surgir.

Uno de los aspectos más destacados de la labor preventiva de la Policía Nacional durante la Feria es la identificación de personas sospechosas o que puedan estar involucradas en algún delito. Como ejemplo, se mencionó un reciente caso de apuñalamiento fuera del contexto ferial, donde gracias a la previa identificación de la persona, los agentes pudieron actuar de manera inmediata y se logró detener al autor en un tiempo récord.

Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández
Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández

La presencia policial en la Feria es constante y se adapta a la aglomeración de personas y puntos de mayor concentración. El objetivo principal es asegurar que el evento se desarrolle con total normalidad y sin incidentes.

Una vez que la Feria ha finalizado, la labor de los agentes aún no concluye. Durante la operación de desmontaje y traslado de las atracciones, la Policía Nacional sigue presente para evitar cualquier situación de falta de seguridad o acceso irregular a los vehículos.

En una noche durante la Feria, los agentes se enfrentaron a un desafío delicado: la desaparición de varios niños en el recinto ferial. En un evento de tal magnitud, es comprensible que algunos niños puedan extraviarse temporalmente de sus padres o tutores. Los agentes actuaron rápidamente y coordinaron esfuerzos para localizar y reunir a los niños con sus familias. El agente que nos acompañaba explicó que “estos incidentes generan momentos de tensión” aunque la eficiente labor policial logró garantizar la seguridad de los más pequeños y restaurar la tranquilidad en el lugar. Todos los niños fueron encontrados en poco tiempo y devueltos a los padres, para tranquilidad de mayores y pequeños, y también de los policías.

Aramburu explicó que la feria “está siendo tan tranquila, que estos incidentes” prácticamente anécdotas, “han sido los más llamativos de la Feria, con la única excepción reseñable del apuñalamiento del lunes, al que se le dio expeditiva respuesta.

Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández
Policía Nacional en la Feria / Daniel Hernández

La operación feriante, que tiene lugar una vez que la Feria ha concluido, representa un paso crucial en la organización del evento. Durante esta fase, los agentes de la Policía Nacional continúan trabajando para mantener la seguridad y prevenir incidentes. Además de supervisar el desmontaje de atracciones y casetas, la presencia policial en los puntos de acceso evita que personas no autorizadas intenten ingresar a los camiones de traslado, asegurando que el proceso se realice de manera ordenada y segura.

La Feria de Ceuta no solo es un evento de diversión y entretenimiento, sino también un desafío logístico y de seguridad que requiere la dedicación y el compromiso de la Policía Nacional, así como de otros cuerpos implicados, como Bomberos o la Policía Local.

El trabajo de los agentes de la Policía Nacional en la Feria de Ceuta es esencial para garantizar la seguridad de todos los asistentes y mantener el ambiente festivo en un entorno seguro. La labor preventiva y de reacción demuestra el compromiso de los policías con la ciudadanía.

A través de un enfoque preventivo, la labor de los agentes garantiza que todos los asistentes puedan disfrutar de la feria en un ambiente seguro y tranquilo, tanto durante su desarrollo como en la operación de cierre. Su presencia constante y vigilante demuestra el esfuerzo continuo brindando un servicio ejemplar y velando por el bienestar de todos los ceutíes y visitantes que disfrutan de la Feria.

 

La Policía Nacional garantiza la seguridad en la Feria