lunes. 27.05.2024

La sección sindical de UGT Servicios Públicos en la Ciudad Autónoma de Ceuta ha denunciado nuevamente las "condiciones laborales vergonzosas y la explotación" a la que se someten a los trabajadores subcontratados en el Instituto de Idiomas, un Organismo Autónomo y Administración Pública. Estos empleados, "sin derechos y con retribuciones injustas, han sido víctimas de engaños y estafas por parte de la institución y han enfrentado amenazas cuando intentan reclamar unas mínimas condiciones laborales" reprocha el sindicato.

En febrero, la sección sindical emitió un comunicado denunciando la situación de explotación laboral en el Instituto de Idiomas. En respuesta, el actual Presidente del Instituto y Consejero de Educación y Cultura, Carlos Rontomé, se reunió con los trabajadores y "les prometió en dos ocasiones que serían convocados como empleados públicos a través de una convocatoria de la Junta Rectora". Sin embargo, UGT denuncia que resultó ser un "engaño y una burla, dejando a los trabajadores en una posición precaria" .

El sindicato reprocha que "los trabajadores continuaron desempeñando tareas que no les correspondían, ya que no eran empleados públicos, lo que les impidió acceder a los programas informáticos necesarios para llevar a cabo las gestiones administrativas. Pronto se dieron cuenta de que las promesas de Rontomé eran falsas y una vez más habían sido engañados. Ante esta situación, los trabajadores se dirigieron al presidente Vivas para que obligara a Rontomé a cumplir su palabra".

Vivas, "cuya credibilidad está en entredicho" según el sindicato, manifestó su interés en el asunto. Sin embargo, en lugar de tomar medidas adecuadas, "le buscó una puerta giratoria a Rontomé como Director de la UNED en Ceuta". Esta acción demostró, a juicio de UGT "la falta de compromiso y el desinterés de Vivas por resolver el problema y humilló aún más a los trabajadores que habían sido víctimas de engaños".

Para UGT resulta evidente que en el Instituto de Idiomas 2se enseña un idioma muy distinto al que debería: el idioma de la mentira, la falsedad, el timo, el engaño y la burla hacia los humildes trabajadores que solo buscan condiciones laborales dignas. Vivas y Rontomé se han destacado como expertos en estas prácticas, y la UGT se compromete a asegurar que el próximo gobierno, a partir del 28 de mayo, haga de esta resolución una prioridad desde el primer momento. No toleraremos más mentiras ni falsas promesas. Es indignante engañar de manera premeditada y cruel a trabajadores humildes" concluye el sindicato.

"El Instituto de Idiomas: una estafa a los trabajadores", denuncia UGT