miércoles. 22.05.2024

El corazón de la propuesta socialista, presentada por Hanan Ahmed, reside en la necesidad de incrementar el arbolado urbano, una medida que los expertos consideran esencial para contrarrestar el efecto isla de calor. En Ceuta, “donde la escasez de zonas verdes es alarmante”, la proporción de áreas arboladas no alcanza ni siquiera el 30% recomendado por los especialistas. subrayó la urgencia de esta situación, describiendo las calles de la ciudad como "auténticas islas de calor, desprovistas de la sombra y el frescor que ofrecen los árboles".

Además de la plantación de nuevos árboles, el PSOE propone un plan integral de mantenimiento de los espacios verdes existentes, garantizando así la protección y la preservación del "pulmón verde" de la ciudad. La instalación de pérgolas y toldos en plazas y parques, así como la creación de "refugios climáticos" financiados por fondos europeos, forman parte de las medidas a corto plazo que se plantean para aliviar el calor urbano durante el próximo verano.

Sin embargo, la propuesta del PSOE no ha contado con unanimidad. Juan Sergio Redondo, portavoz de Vox, ha levantado su voz en oposición, cuestionando la premura del plan y sugiriendo que la emergencia climática no merece tanta alarma como se le atribuye. Además de criticar el voto negativo de los socialistas a una propuesta propia con fines similares presentada hace unos meses.

Alejandro Ramírez, en representación del Partido Popular (PP), ha manifestado un apoyo más moderado pero firme, reconociendo la necesidad de intervenciones concretas para proteger a la ciudadanía del calor extremo. Ha anunciado que hace una semana la ciudad recibió una ayuda de 100.000 euros con el fin de crear de “refugios climáticos”.

Mientras tanto, Mohamed Mustafa de Ceuta YA! ha respaldado la propuesta, subrayando la importancia de una gestión sostenible del arbolado urbano.

El debate alcanzó su punto álgido cuando Ahmed confrontó a Redondo por utilizar argumentos sin sustento científico, exigiendo un enfoque basado en la evidencia y el consenso científico. En última instancia, la propuesta del PSOE fue aprobada con una mayoría de 19 votos a favor y solo 4 en contra, dejando en claro que, a pesar de la discordia política, hay un reconocimiento generalizado de la necesidad de abordar el impacto del calor urbano en Ceuta.

 

El plan contra el efecto 'islas de calor' del PSOE, aprobado con la única oposición de Vox