sábado. 24.02.2024
LIMPIEZA PÚBLICA

La plantilla de Brigadas Verdes cree que su integración en la empresa de limpieza ahorraría dinero a la Ciudad

 

Los trabajadores apelan a la «voluntad política» del Gobierno y recuerdan que las formaciones que se han mostrado sensibles a su reivindicación constituyen la mayoría absoluta del pleno de la Asamblea

 Los miembros del comité de las Brigadas Verdes, durante la rueda de prensa ofrecida este miércoles
Los miembros del comité de las Brigadas Verdes, durante la rueda de prensa ofrecida este miércoles

Los trabajadores de las Brigadas Verdes sostienen que su integración en la futura empresa pública de limpieza viaria constituiría un ahorro para las arcas de la Ciudad. Este es uno de los argumentos con los que el comité de empresa de la sociedad gestionada por la Federación Provincial de Asociaciones de Vecinos (FPAV) ha construido el documento de observaciones presentado a la memoria técnica que recomendó la municipalización del servicio, actualmente explotado por Trace.

«Este es el momento de hacerlo», ha defendido este miércoles el presidente del comité, Mustafá Mohamed, en referencia a la integración de la plantilla de Brigadas Verdes, integrada por 122 trabajadores,  en la futura empresa municipal. Mohamed, arropado por los miembros del comité, ha ofrecido una rueda de prensa en la que ha querido desmontar el discurso defendido por el Gobierno local, cuyos portavoces mantienen que las aspiraciones de estos trabajadores no pueden satisfacerse. «Es inviable legal y presupuestariamente», ha llegado a asegurar el consejero de Fomento, Alejandro Ramírez.

 El comité de empresa rebate la argumentación de Ramírez utilizando distintas vías de refutación. Los trabajadores sostienen que su pretensión está avalada por el artículo 44 del Estatuto de los Trabajadores, que prevé la subrogación de las plantillas en caso de cambios en la titularidad de la empresa. Además, recuerdan que la municipalización del servicio de transporte urbano, impulsada por la Ciudad, incluyó la integración del personal de la empresa Hadú-Almadraba en la sociedad pública Amgevicesa.

En cuanto a la presunción argüida por Ramírez de que la subrogación del personal de las Brigadas Verdes no sería asumible en términos económicos, los trabajadores sostienen que, antes al contrario, redundaría en un ahorro para las arcas públicas. Según sus tesis, la plantilla seguiría percibiendo las mismas retribuciones que actualmente –sufragadas con los fondos que allega la Ciudad a la FPAV- pero la Administración local ya no se vería obligada a transferir las partidas destinadas a otros conceptos ajenos a las nóminas. «Es una operación económicamente neutral», se asevera en el documento remitido por los trabajadores a la Consejería.

Mustafá Mohamed ha defendido que los trabajadores de las Brigadas Verdes asumen actualmente, junto a los trabajadores de Trace, las labores de limpieza viaria de la ciudad, lo que, a su juicio, concede a aquellos el mismo derecho que el Gobierno municipal reconoce a estos para integrarse en la futura empresa municipalizada.

El presidente del comité  también ha apelado a una «deuda histórica» contraída por la Ciudad con los trabajadores de Brigadas Verdes y al hecho de que la propia FPAV haya reconocido su incapacidad para gestionar la empresa. «Además, también el Tribunal de Cuentas ya ha señalado que el funcionamiento de la empresa es un tanto anómalo, ilegal», ha subrayado.


Voluntad política

Mohamed se ha remitido a la «voluntad política» de todos los grupos representados en el pleno de la Asamblea para propiciar, finalmente, la integración de los trabajadores en la empresa municipal. El presidente del comité ha recordado que los apoyos en el plenario de PSOE, Vox y Ceuta Ya! –formaciones que se han mostrado sensibles a las reivindicaciones de los trabajadores- bastaría para facilitar la subrogación. «En cuanto a las otras dos formaciones (en referencia a PP y MDyC), estamos seguros de que, en cuanto las lean, harán suyas las observaciones que incluimos en nuestro documento».

Los representantes de los trabajadores no han querido explicitar si recurrirán a medidas de fuerza en el caso de que sus demandas no sean atendidas, pese a lo cual Mohamed ha advertido: «Nosotros defendemos nuestros intereses como trabajadores. ¿Cómo? Ya se verá en su momento».

 

La plantilla de Brigadas Verdes cree que su integración en la empresa de limpieza...