sábado. 20.04.2024

Ante el bloqueo en la apertura de las aduanas comerciales en las fronteras de Ceuta y Melilla con Marruecos, el Grupo Parlamentario VOX en el Congreso ha elevado una batería de preguntas al Ejecutivo de Sánchez tras la visita del presidente el pasado 21 de febrero a Rabat. VOX Ceuta ha advertido desde que, en septiembre de 2022 se anunció la puesta en funcionamiento de las aduanas, de que estas nunca serían una realidad. 

Ahora, desde la Cámara Baja, la formación pide cuentas al Ejecutivo nacional sobre las medidas que piensa adoptar para instar al reino de Marruecos a abrir estas aduanas, tal y como figuraba en el acuerdo alcanzado en la Reunión de Alto Nivel que ambos países mantuvieron en 2023. También interpela por los motivos que llevan a este estancamiento. Y, por último, VOX cuestiona el “repentino” viaje de Sánchez a Rabat y exige al Gobierno que explique qué lo ha motivado. 

Por otro lado, VOX Ceuta critica la “hipocresía desmedida” del Gobierno del PP liderado por Juan Vivas, cuyo portavoz ha asegurado este jueves que “Marruecos no está cumpliendo en la frontera”. “El pasado lunes bloqueaban una propuesta con varias medidas para frenar la inmigración, como la de suspender la cooperación al desarrollo con todos aquellos países que llevan paralizadas las negociaciones con la UE para firmar acuerdos de readmisión de inmigrantes ilegales, como Marruecos, y dos días después se quejan de la falta de colaboración del reino alauita”, reprocha el partido. 

El presidente de VOX Ceuta, Juan Sergio Redondo, critica que la del Tarajal “no es una frontera” si no “un cachondeo”. “Y mientras siga abierta, es un instrumento esencial para la consecución de los objetivos anexionistas del reino de Marruecos”, alerta.  

Por otro lado, asegura que en este escenario la delegada “ni está ni se le espera” porque se la ha nombrado “precisamente para que la sede gubernativa esté oficialmente ocupada pero oficiosamente vacante sine die”. “El futuro entre tanta desidia política y cobardía ciudadana, no es para nada halagüeño”, avisa Redondo.

Redondo critica que la del Tarajal “no es una frontera” si no “un cachondeo”