viernes. 23.02.2024

La sección sindical de Solidaridad en Trace denuncia presiones a los trabajadores "para que se opongan a la municipalización del servicio de limpieza que está estudiando el Gobierno de la Ciudad Autónoma". Una situación ante la que los representantes del sindicato en la empresa quieren recordar a los trabajadores que el proceso para pasar a la gestión directa va a estar “muy vigilado” para que se respeten los derechos de todos los empleados. Así atribuyen a “rumores intencionados” que se esté diciendo que se van a perder puestos de trabajo.

Juan Montoya y Juan de Dios Carmona explican que la última medida “en contra de los empleados” ha sido la retirada de uno de los cuatro camiones de carga trasera que por las noches se encargan de recoger residuos. Esto, señalan los representantes de Solidaridad, ha supuesto una “sobrecarga” para el resto de camiones que han tenido que asumir parte de la ruta que hacía el vehículo retirado. Y además, cuentan, se ha quedado basura en la calle sin recoger ya que los otros camiones no pueden pasar por calles estrechas por las que sí accedía el que ha sido retirado. 

Montoya y Carmona alertan de que esta decisión de Trace se suma a otras que se han puesto en marcha “perjudicando a los trabajadores” desde que “está sobre la mesa la posibilidad de municipalizar el servicio”. Solidaridad ha defendido desde el principio que la Ciudad Autónoma asuma la gestión directa de la limpieza como la única alternativa para mejorar la calidad del servicio y “garantizar” todos los derechos de los trabajadores.

Los representantes del sindicato en Trace avisan de que no secundarán ninguna huelga “interesada” que no “tiene nada que ver con los intereses de los trabajadores”, e insisten en su postura de apoyo a la municipalización de este servicio, como la que se ha hecho recientemente con el de autobuses.

Solidaridad denuncia "presiones" a trabajadores de TRACE para evitar la municipalización