martes. 04.10.2022

Conversamos con un encuestado de la empresa demoscópica GAD-3, del sociólogo Narciso Michavila, hermano del exministro de Justicia del Gobierno de José María Aznar, José María Michavila (1.996-2004). Exmilitante del Partido Popular, hombre conocedor de los entresijos en cuestión de funcionamiento interno, se entrevistó personalmente en varias ocasiones con el exministro, cada vez que se producía una convocatoria electoral. Su primera apreciación es que el PP buscaba candidato cuando se produce el interrogatorio demoscópico. No se entendería de otra manera, al decir de nuestro personaje, si no se pusieran sobre la consulta nada menos que cinco nombres de la formación de Alberto Nuñez Feijóo: Vivas, Mabel Deu, Kissy Chandiramani, Yolanda Bel y Juan Manuel Doncel. Un abanico "electoral" que no se da en ningún caso de las restantes formaciones. "Estas buscando un candidato del PP -le dice a la encuestadora-, porque me preguntas por todos los líderes de los distintos partidos y me pones cinco del PP". Responde con sonrisa su interlocutora telefónica quien, por cierto, efectuó cinco llamadas a nuestro personaje quien desconfió en principio de un número que no tenía agendado e hizo la comprobación pertinente de comprobar de quienes se trataba la conexión telefoneando él mismo al número desconocido.

Entre el abanico de posibles candidatos "populares", nuestro interlocutor se decanta por Mabel Deu y señala: "Pobrecita mía, -dice-, la han envuelto en un tema judicial de devolución de MENAS junto a la delegada del Gobierno, pero para mí es la más fiable, no produce rechazo y la califico con un 7 sobre 10."La encuestadora, al aludir a la cuestión de los MENAS le responde escuetamente: "Lo sé", haciéndole partícipe que era un asunto ya abordado previamente por otros encuestados en esta consulta electoral.

En el abanico de candidatos llama la atención para este avezado "hombre de partido" que se introduzca a Juan Manuel Doncel, alfo que no se explica por no ser miembro de la Asamblea ni del Gobierno del PP, como tampoco protagonista de una relevancia singular.

Las preguntas sobre los nombres "populares" se produjo dejando para el final a Juan Vivas, hasta el punto que nuestro interlocutor inquirió a la encuestadora: "¿No me vas a preguntas por Vivas?" a lo que ésta repuso: "Ahora voy". En el pensamiento del encuestado resultó evidente que "me metieron paja para llevarme a la pregunta cuya respuesta buscaban, porque como bien sabes -apunta-, lo que siempre se queda en una conversación es lo primero y lo último".

Así se lo hizo saber a la encuestadora: "Me estáis metiendo mucha paja para distraerme". Y mentalmente se cuestionó: "¿A qué viene a preguntar por el presidente del puerto? No ha lugar". Un candidato que le descuadró totalmente.

Sobre el candidato del PSOE, Juan Gutiérrez el encuestado considera que desarrolla las políticas nacionales y así lo hizo saber a GAD-3, situando a "Ceuta Ya" y MDyC en el mismo contexto que apunta Vox. Sobre este partido, también fue muy claro cuando le preguntan por dos de sus miembros: Juan Sergio Redondo y Carlos Verdejo: "El primero no tiene tirón suficiente como cabeza de lista, lo veo un tanto apagado, puede ser un buen gestor y su agresividad, le perjudica porque provoca antipatías. Carlos Verdejo no tiene la imagen de líder para encabezar la candidatura".

Al preguntarle por Javier Guerrero, el encuestado lo sitúa como víctima en el contexto electoral. Dice que siempre en una pelea, la gente se decanta por el inferior, el que está recibiendo los palos y este es el caso de Javier Guerrero: ha sido vilipendiado con "maniobras" de falsas imputaciones perversas que va a judicializar sobre menores que al final le han favorecido. En este caso, "la gente apoya a la víctima".

La encuestadora de GAD-3 le pregunta a nuestro personaje a quien votó en otras elecciones y a quién votaría en éstas. Su respuesta, es la siguiente: "Mi voto es estratégico; siempre me decanté por el PP pero como veo que no toma decisiones en algunos asuntos, quiero forzarlo a que lo haga y deje de ser lo que Vox llama la "derechita cobarde", por lo que mi próxima decisión será inclinarme por Vox, no porque yo sea afín a este partido, sino para empujar y forzar al PP a que reaccione. Mi voto siempre será táctico. A veces hay que votar, como es mi caso, por estrategia".

En esta intrahistoria que diría Miguel de Unamuno, la "tradición eterna" que sirve de "decorado" a la historia más visible, nos llega a conocer aspectos como éste que hemos relatado y que nos introduce en la situación real frente a la oficial o políticamente correcta. Unas sensaciones que no han de caer en saco roto. No se olvide que el cúmulo de acciones pequeñas forjan los verdaderos cambios sociales políticos, culturales y económicos.

Confesión de un encuestado de GAD-3
Comentarios